Organización Mundial de la Salud declara el CBD como “seguro y no adictivo”

El 2017 termina con buenas noticias para el cannabis. La Organización Mundial de la Salud (OMS), luego de dos meses de investigación y evaluación, ha publicado un informe en donde asegura que el CBD es “seguro y no adictivo” y que además “no muestra efectos indicativos de abuso o dependencia”. Además, a OMS también afirmo […]

El 2017 termina con buenas noticias para el cannabis. La Organización Mundial de la Salud (OMS), luego de dos meses de investigación y evaluación, ha publicado un informe en donde asegura que el CBD es “seguro y no adictivo” y que además “no muestra efectos indicativos de abuso o dependencia”.

Además, a OMS también afirmo que el cannabidiol, componente activo del cannabis que no genera efectos psicoactivos, ha demostrado ser un “tratamiento efectivo contra la epilepsia” y que también existe “evidencia preliminar que el CBD puede ser un tratamiento útil para otro número de enfermedades y dolencias”.

Que la organización mundial más importante en temas de salud y medicina publique un informe como estos sirve como un gran avance hacia la legalización y libre acceso al cannabis medicinal. Podría, en un futuro no muy lejano, abrir el mercado para todos los productos medicinales a base de CBD de forma legal y sin control internacional. Esto quiere decir que cada nación, de forma individual, debería decidir si permite o no el libre acceso a productos a base de CBD.

Eliminar el CBD e la Lista de Sustancias Prohibidas

Quizás lo más destacado de este informe es la recomendación que hace el Comité de Expertos de Drogas que Causan Dependencia (ECDD por sus siglas en inglés). En declaraciones para Newsweek, el ECDD invita a una estricta revisión del CBD en el marco de la Lista de Sustancias Prohibidas: “Debido a la evidencia presentada en el informe, el cannabidiol no debería tener un control internacional en el marco de la Lista de Sustancias Prohibidas”. Actualmente, el CBD, al ser un componente de la marihuana, tiene clasificación I, al mismo nivel que la heroína y el LSD.

A partir de mayo de 2018, el Comité seguirá realizando su investigación, en donde dará más recomendaciones y conclusiones.

Comunicador social y periodista de la Universidad de la Sabana y Máster en Periodismo y Comunicación Digital de la EAE Business School en Madrid, España. En más de tres años en el mundo laboral, he trabajado como periodista en radio, prensa escrita y medios de comunicación online. Además, también me he desempeñado como community manager creando engagement entre las empresas y sus comunidades digitales.