GLAUCOMA Y CANNABIS

Glaucoma es una enfermedad que afecta el nervio óptico del ojo. Se produce, en la mayoría de las veces, cuando se acumula fluido en la parte de adelante del ojo. Este fluido, en grandes cantidades, aumenta la presión sobre el ojo, dañando así el nervio. En personas mayores de 60 años, es la principal causa de ceguera.

En cuanto a los síntomas, en la mayoría de los casos no se presenta dolor o incomodidad, ya que la presión que ejerce el fluido se da lentamente. Cuando la presión aumenta, se evidencian síntomas como visión borrosa, dolor y presión en los ojos, dolor de cabeza, náuseas y vómito, y pérdida repentina de la visión.

Glaucoma es una enfermedad que afecta el nervio óptico del ojo. Se produce, en la mayoría de las veces, cuando se acumula fluido en la parte de adelante del ojo. Este fluido, en grandes cantidades, aumenta la presión sobre el ojo, dañando así el nervio. En personas mayores de 60 años, es la principal causa de ceguera.

En cuanto a los síntomas, en la mayoría de los casos no se presenta dolor o incomodidad, ya que la presión que ejerce el fluido se da lentamente. Cuando la presión aumenta, se evidencian síntomas como visión borrosa, dolor y presión en los ojos, dolor de cabeza, náuseas y vómito, y pérdida repentina de la visión.

La prescripción de cannabis para tratar el glaucoma es una práctica común entre la comunidad médica, y su uso se remonta a la década de los 70. Los cannabinoides, según estudios, alivian la presión intraocular. Además, también tienen un efecto neuroprotector sobre las células ganglionares de la retina.

Noticias y Estudios

Productos